Tiger Force en Vietnam, 1965-1969

La Tiger Force (fuerza de combate Tigre) fue una unidad de élite del ejército estadounidense creada para combatir a las guerrillas comunistas del Viet Cong en las junglas de Vietnam. Su alto nivel de entrenamiento y sus tácticas anti-guerrilla permitieron obtener a la Tiger Force numerosos éxitos en un terreno hostil en el que las unidades convencionales del resto del ejército norteamericano se veían superadas por las tácticas guerrilleras del Viet Cong, siendo incapaces de encontrar al enemigo y derrotarlo. Su uniforme con rayas de tigre negras se convirtió en sinónimo de muerte para sus enemigos, ya que, al igual que los tigres, estos soldados aparecían de la nada para atacar a sus presas. Sin embargo, el buen nombre de esta condecorada unidad se vio enturbiado en 2003 a raíz de una investigación periodística que desveló varios crímenes de guerra cometidos durante la guerra. Entre ellos la costumbre de algunos de los hombres de la Tiger Force de llevar collares elaborados con orejas enemigas, al más puro estilo de Dolph Lundgren en la película “Soldado Universal”. Sea como fuere, nadie puede negar que la Tiger Force fue una de las mejores unidades de combate de la Guerra de Vietnam.


Tiger Force 1

1 – Contexto:Tras la guerra de independencia de Indochina, 1945-1954, Laos, Camboya y Vietnam se liberaron del colonialismo francés, sin embargo, Vietnam quedó dividido en dos zonas, el norte, comunista y pro soviético, dirigido por el carismático líder de la guerra de Independencia: Ho Chí Minh, y el sur, pro-occidental y capitalista, gobernado por Ngo Dinh Diem. En 1960, tras la anulación por parte del gobierno de Ngo Dinh Diem del referéndum de 1958 sobre la unificación del país, las guerrillas comunistas survietnamitas, conocidas como Viet Cong, iniciaron la lucha armada para reunificar Vietnam en un único país.

Vietnam del Sur era un estado débil y corrupto que no podía afrontar en solitario la guerra civil contra los comunistas, sin embargo, EEUU estaba decidido a no dejar avanzar el comunismo en el sudeste asiático, pensando que si Vietnam del Sur caía ante los comunistas, el comunismo se extendería después por los países vecinos (la teoría del dominó). En 1963 el general Nguyên Van Thieu, con el beneplácito de EEUU, dio un golpe de estado e instauro una férrea dictadura militar en Vietnam del Sur. La nueva política de mano dura del gobierno sur vietnamita no obtuvo mejores resultados en su lucha contra el Viet Cong, ya que ésta organización contaba con el apoyo militar de Vietnam del Norte, y con armamento proporcionado por la Unión Soviética. Ante esta situación, la intervención norteamericana fue aumentando progresivamente, hasta que en 1964, tras el “Incidente del Golfo de Tonkin”, en que patrulleras norvietnamitas supuestamente atacaron con torpedos al portaviones US “Maddox”, el presidente Lyndon B. Johnson, decidió intervenir en el conflicto a gran escala, ordenando el bombardeo aéreo de Vietnam del Norte. El 8 de marzo de 1865, 3.500 marines norteamericanos desembarcan en Da Nang, Vietnam del Sur, como parte del primer gran contingente de tropas terrestres destinadas a combatir al Viet Cong y a sus aliados de Vietnam del Norte. Empezaba así una contienda que duraría 10 años y que marcaría para siempre a EEUU: la Guerra de Vietnam será la primera derrota militar sufrida por esta gran potencia en una guerra a gran escala.

2 – La creación de la Tiger Force y las LRRP:

El ejército norteamericano que llegó a Vietnam era una fuerza adiestrada para combatir en una hipotética guerra convencional contra la URSS. Por tanto, sus soldados no estaban preparados para una guerra de guerrillas asimétrica y lo que es peor, los altos mandos del ejército no creían en las fuerzas especiales ni en las labores de contrainsurgencia. Por ello, estas tareas de inteligencia, contrainsurgencia, y guerra de guerrillas, recayeron principalmente sobre la CIA, los Boinas Verdes y algunos mandos sobre el terreno con mucha iniciativa.

En diciembre de 1965 el mayor David Hackworth, un carismático y condecorado veterano de la Guerra de Corea, creó la Tiger Force con soldados voluntarios de la fuerza que comandaba en Vietnam: el Primer Batallón, del 327º Regimiento de Infantería, de la famosa 101ª División Aerotransportada. La unidad será del tamaño de un pelotón de infantería norteamericano, es decir: unos 45 hombres. En teoría el objetivo de esta nueva unidad será realizar Patrullas de Reconocimiento de Largo Alcance (en inglés LRRP o Long Range Reconnaissance Patrol) en territorio enemigo. Pero Hackworth quería ir más allá, quería que sus hombres se convirtieran en una especie de guerrilleros que lucharan contra la guerrilla usando sus mismas armas. Por tanto, además del reconocimiento del territorio enemigo, las misiones de esta nueva unidad de élite serán la búsqueda y eliminación de equipos enemigos de radar y lanzacohetes, la captura de prisioneros para interrogarles, el sabotaje de infraestructuras y vías de aprovisionamiento, la designación de blancos para los bombardeos aéreos, tender emboscadas a fuerzas enemigas, la contrainsurgencia, y ataques relámpago contra aldeas enemigas.

El éxito de la Tiger Force fue tal, que, en julio de 1966, el general Westmoreland, comandante en jefe de las fuerzas norteamericanas en Vietnam, decidió respaldar oficialmente el proyecto de “Patrullas de Reconocimiento de Largo Alcance” y autorizó la activación de una unidad de “LRRP” en cada una de las divisiones de infantería e infantería aerotransportada, en la 1ª División de Caballería (aérea) y en las brigadas independientes. Un año después, en junio de 1967 se autoriza la creación de dos nuevas unidades, de tamaño compañía, que actuaran, a partir de febrero de 1968, a las órdenes de los dos cuerpos de ejército. A partir de ese mismo mes, el resto de unidades LRRP, ahora rebautizadas simplemente como LRP (Long Range Patrol), son reorganizadas, pasando a crearse una unidad tamaño compañía para cada división y un destacamento de 61 hombres para cada brigada independiente. En total, eran dos compañías asignadas a los Cuerpos de Ejército, ocho compañías asignadas a divisiones y cinco destacamentos asignados a brigadas. La eficacia de estas unidades y su carácter de tropa de élite hará que, en febrero de 1969, sean reconvertidas en 13 compañías de “Rangers” del 75º Regimiento de Infantería.

Por su parte, el mayor Hackworth regresará a EEUU para crear una nueva unidad, con elementos de la 9ª División de Infantería, destinada a realizar labores de contrainsurgencia. A lo largo de 1969, su nueva unidad, el “Hardcore Battalion” realizará una exitosa guerra de guerrillas contra el Viet Cong en el delta del Mekong, probando sobre el terreno que las teorías de Hackworth sobre la guerra irregular eran acertadas. Cabe destacar, que Hackworth fue sumamente crítico con la forma en la que el Pentágono conducía las operaciones militares en Vietnam y llegó a vaticinar la derrota en la guerra si no se cambiaba el rumbo y se daba más importancia a la guerra no convencional. Antes de su fallecimiento en mayo de 2005, como consecuencia de un cáncer producido por su exposición continuada a los agentes defoliantes usados en Vietnam, también fue muy crítico con el desarrollo de las operaciones militares norteamericanas en Iraq y Afganistán, ya que, según él, libraban de nuevo una guerra convencional contra guerrillas insurgentes. (Como curiosidad, algunas fuentes señalan que el gusto de Hackworth y sus hombres por los sombreros de la Guerra de Secesión, y su carácter crítico y excéntrico, inspiraron el personaje del coronel Kilgore, interpretado por Rovert Duval en la mítica película Apocalypse Now. Sin embargo, Hackworth siempre negó cualquier parecido y afirmó que todo eran invenciones de Hollywood).

3 – Organización, uniformes y equipo:

Las Patrullas de Reconocimiento normalmente eran llevadas a cabo por equipos de 6 hombres. Al principio consistían en: jefe de equipo, observador avanzado, operador de radio, y tres fusileros. Posteriormente, con objeto de que hubiera más especialistas disponibles en caso de sufrir bajas se cambió a: Jefe de equipo (Sargento Mayor), asistente de jefe de equipo (sargento), primer operador de radio, segundo operador de radio, primer explorador y segundo explorador.

3.1 – Modo de operar:
Cuando el equipo recibía órdenes de despliegue, por parte del cuartel general de la brigada, solía tener un plazo de 24-48 horas para prepararse para la misión. Durante ese tiempo estudiaban mapas, revisan el estado de las armas y del equipo; en especial del buen funcionamiento de la radio ya que ésta era clave para poder cumplir la misión. (Como dato curioso, desde que recibían la misión los soldados tenían prohibido usar lociones de afeitar, champús, o colonias, para evitar ser detectados por el olor una vez desplegados.)

Dado que normalmente realizaban misiones a gran distancia de su zona habitual, los miembros del equipo debían ser trasladados a una zona cercana al área donde realizarían su misión. Este despliegue se realizaba normalmente mediante helicópteros (la norma era cinco aparatos: un helicóptero de mando UH-1D Huey, dos Huey de transporte y dos helicópteros artillados, AH-1 Cobra, de escolta), en raras ocasiones, cuando no se podía usar helicópteros se usaban para el despliegue transportes de infantería acorazados M113 o lanchas ribereñas. Una vez desplegado el equipo, éste debía avanzar a pie hasta su objetivo, manteniendo contacto por radio tres veces al día con el alto mando para informar del progreso de la misión.

Obviamente, el factor más importante para el éxito de su misión era el sigilo, el equipo llevaba solo el equipo esencial; todo bien sujeto y camuflado para evitar ruidos y destellos. Además, los hombres debían caminar despacio y con sumo cuidado para no romper ramas o dejar huellas visibles y debían evitar acercarse a aldeas o zonas civiles para evitar ser avistados (excepto en casos en que entre sus objetivos estuviera el reconocer determinadas aldeas sospechosas). Una vez alcanzando el objetivo de la misión el equipo se desplegaba separándose entre diferentes posiciones desde las que pudiera observar sin ser visto (en ocasiones, la espera en posición podía durar días, con el agotamiento que conllevaba). Después de reconocer la zona, el equipo informaba al alto mando de sus logros, si había presencia enemiga, campamentos, depósitos, rutas de aprovisionamiento, rastros, ect…o de si no habían encontrado nada. Cuando era posible, daban las coordenadas por radio del objetivo, dirigiendo ataques aéreos o de artillería sobre el mismo. Una vez finalizada la misión procedían a retirarse para ser extraídos en helicóptero, a veces dejando, antes de irse, minas y trampas en caminos y senderos frecuentados por el enemigo.

En caso de ser sorprendidos por el enemigo, la misión se consideraba comprometida y el equipo debía romper contacto y dirigirse a la zona de extracción. En estas ocasiones era usual el combate contra patrullas enemigas. Con objeto de deshacerse de ellas, el equipo las tendía emboscadas o solicitaba apoyo artillero o aéreo. La principal ventaja de las patrullas norteamericanas sobre sus enemigos era que estos carecían de radios a nivel de escuadra y no podían solicitar refuerzos o apoyo.

Una vez de vuelta a la base, el equipo presentaba su informe sobre la misión al alto mando o a los oficiales encargados de la inteligencia.

3.2 – Uniformes y equipo:
Los hombres de la Tiger Force, y el resto de LRRP`s, tenían el mismo uniforme y equipo que el resto de soldados norteamericanos, sin embargo, desde el comienzo incorporaron variaciones extraoficiales para destacar su carácter de élite o por ser más convenientes para sus misiones. La mayoría de soldados de estas unidades comenzaron a adquirir y usar el uniforme (no oficial) de camuflaje verde cruzado por rayas, tipo tigre, negras que había popularizado el 5º Grupo de Fuerzas Especiales (los Boinas Verdes) y los Marines survietnamitas. Este uniforme era fabricado en Okinawa, Japón, en Tailandia y en Corea del Sur por diversas marcas, lo que hacía que tuviera variaciones de color o diseño. El principal problema de este uniforme comercial es que duraba menos que los uniformes oficiales, ya que era de peor calidad, además, originariamente estaba destinado a asiáticos y por ello los norteamericanos tenían problemas para encontrar su talla, teniendo a veces que adquirir dos uniformes para hacerse uno a medida, con lo cual muchos soldados llevaban remiendos en las mangas y en las piernas. Para contrarrestar esto, el ejército norteamericano comenzó a partir de 1968 sus propios uniformes de camuflaje para jungla, basados en el modelo Woodland, que comenzaron a sustituir progresivamente a los modelos tigre.
Por otro lado, como prendas de cabeza los soldados usaban en la base boinas negras, tipo “ranger” o boinas con camuflaje de tigre, mientras que en las misiones la prenda más común era el sombrero de camuflaje estilo chambergo, en el que los soldados solían escribir sus nombres o frases. Dado el carácter de sus misiones, no usaban cascos ni insignias.

Tiger Force 2

En cuanto armamento, los soldados llevaban el fusil M16A1 (calibre 5,56 mm), con correajes con bolsillos de munición extra, granadas, bengalas, botes de humo, cantimploras y bandoleras para llevar minas claymore. En sus espaldas cargaban con grandes mochilas de montañas en las que llevar raciones de comida y agua para varios días, mapas, brújulas, botiquines y equipo extra. Una de las armas imprescindible para sus misiones era el cuchillo de supervivencia, que servía tanto para la defensa personal como de herramienta. Muchos soldados llevaban además un cuchillo de combate suplementario atado a su pierna. En ocasiones, algunos soldados llevan también a título personal pistolas o escopetas recortadas. Para apoyo cercano un miembro del equipo estaba dotado con el lanzagranadas M79, de 40mm, que permitía disparar proyectiles de alto explosivo, de metralla, de humo, e incluso bengalas. A partir de 1968, algunas unidades obtuvieron los subfusiles XM177E1 y XM177E2 de 5,56mm o versiones modificadas del M16, entre ellas la dotada con lanzagranadas adosado XM203. En raras ocasiones, los equipos estaban también dotados con lanzacohetes antitanque LAW.

Sin embargo, lo más importante para los equipos de reconocimiento no eran las armas sino su principal herramienta: la radio. Hasta 1968 usaron el mismo modelo fiable y robusto que durante la Guerra de Corea: la radio de 11,8 kg de peso modelo AN/PCR 10 que tenía un radio de alcance de entre 5 y 8 km. Siendo reemplazada posteriormente por el modelo AN/PCR 25 de 11,2 kg de peso, al que podía añadírsele una antena de 3 metros de largo para lograr un alcance de hasta 25 kilómetros. Además, los miembros del equipo contaban también con radios pequeñas de supervivencia, de corto alcance, modelos: ACR/RT-10, ANIURC-64 y AN/PRC-90.

4 – La Tiger Force en acción:

Los veteranos de la Tiger Force suelen decir que fue el pelotón mas condecorado de la historia de EEUU, y, aunque a nivel de unidad no recibieron menciones ni condecoraciones, a nivel individual es cierto, ya que es el único pelotón en que dos de sus miembros: James Gardner y John Gertsch, hayan recibido la más alta condecoración: la Medalla de Honor del Congreso. Este magnífico historial se debe a que la Tiger Force fue una de las unidades que más tiempo pasaron en Vietnam realizando misiones peligrosas. (Dado que no tengo información sobre las misiones a pequeña escala, de 6 hombres, en este apartado destacaré las acciones militares en las que la Tiger Force actuó de forma más convencional o conjuntamente con grandes unidades.)

Mapa Operaciones Vietnam del Sur

Mapa Operaciones Vietnam del Sur

Activada en diciembre de 1965, la primera misión de la unidad fue, curiosamente, patrullar los alrededores de su base en Phan Rang y asegurarse de que el Viet Cong dejara pasar una Navidad tranquila a sus compañeros de la Primera Brigada de la 101ª Aerotransportada. A comienzos de 1966 el primer batallón continuó en la base, como reserva, mientras el resto de tropas de la Brigada se trasladaban al valle de Tuy Hoa para participar, junto a la 2ª Brigada de Marines surcoreanos y el 47º Regimiento survietnamita, en la Operación Van Buren, una operación destinada a proteger la rica cosecha de arroz del valle de los ataques del Viet Cong, y a frenar el avance del 95º Regimiento del Ejército de Vietnam del Norte, que también se hallaba en la zona. El 7 de febrero de 1966, la Tiger Force tuvo que ser desplegada rápidamente, mediante helicópteros, para apoyar a dos compañías de la Brigada que habían encontrado una fuerte resistencia enemiga en la aldea de My Canh II, defendida por los tenaces soldados regulares del 95º regimiento. Para aliviar la presión enemiga sobre las otras compañías la Tiger Force realizó un temerario asalto frontal contra la aldea, cruzando un río con el agua hasta el cuello para luego avanzar a campo abierto contra el enemigo, sin embargo, su audaz ataque quedó pronto frustrado por el intenso fuego de varias ametralladoras pesadas enemigas, camufladas en varios bunkers de madera, y se vieron obligados a buscar refugio en una trinchera cercana. Con el avance del día la situación en la aldea no mejoraba, el enemigo estaba tan cerca que era imposible recibir apoyo aéreo o de la artillería y además, la llegada de la noche impediría aterrizar a los helicópteros y con ello evacuar a los heridos y traer suministros y municiones. Por ello, David Hackworth (recordemos que en aquellas fechas aún era comandante del Primer Batallón) ordenó al jefe de la Tiger Force, el teniente James Alton Gardner, que avanzara a cualquier precio y pusiera fin al mortífero fuego de ametralladora de los bunkers enemigos. Gardner no se debió tomar a bien la reprimenda de Hackworth, ya que decidió realizar la arriesgada misión en persona. Cogiendo un buen número de granadas, Gardner corrió hacía los bunkers enemigos, esquivando su fuego para acercarse, uno a uno, y lanzar granadas a su interior. Tras destruir tres bunkers enemigos, Gardner ordenó a la Tiger Force avanzar, pero a los pocos metros tuvieron que refugiarse de nuevo al recibir un fuego enemigo desde un cuarto bunker oculto. Una vez más, Gardner decidió correr hacía el bunker para silenciarlo con granadas, pero, por desgracia para él, mientras lo hacía fue cosido a tiros por las ametralladora enemigas. Sus hombres cuentan que antes de morir dijo: ” It’s the best i can do” (es lo mejor que he podido hacer). Trágicamente, Gardner murió en el día de su cumpleaños. Su audaz destrucción de cuatro bunkers enemigos fue premiada, póstumamente, con la Medalla de Honor del Congreso.

La valentía de Gardner permitió a la Tiger Force establecer contacto con las otras dos compañías y lograr formar con ellas un perímetro defensivo unificado, asegurando además una zona de aterrizaje segura para los helicópteros, desde la que pudieron llegar morteros y refuerzos con los que acabar de limpiar la aldea de enemigos al día siguiente. La batalla de la villa de My Canh II concluyo con un balance de 66 enemigos muertos y de 26 muertos y 28 heridos entre los muchachos de la brigada aerotransportada, 4 de los muertos, y 11 heridos, correspondían a la valiente Tiger Force. Dos semanas después, el 21 de febrero, la Operación Van Buren concluía, dejando un saldo de 282 enemigos muertos, más la captura de 33 prisioneros y 238 civiles “sospechosos”. Por su parte, la Primera Brigada de la 101ª sufrió un total de 55 muertos y 221 heridos.

Curiosamente, un día después, 22 de febrero, comenzaba en la misma zona la Operación Harrison: la búsqueda y destrucción de los remanentes del 95º Regimiento norvietnamita. La Tiger Force era la unidad encargada de su búsqueda, una tarea que llevó a cabo durante días, hasta que finalmente localizó al enemigo al sureste de Tuy Hoa, cerca de la granja de My Phu. Lo que empezó como una escaramuza entre la Tiger Force y varios soldados enemigos acabó convirtiéndose en una feroz batalla campal con la llegada de refuerzos de ambos bandos. El Primer Batallón del 327º Regimiento llevó el peso de los combates en la granja, pero de nuevo será la Tiger Force quien decante la balanza. Tras un audaz asalto nocturno en helicóptero, bajo fuego enemigo, la Tiger Force logró bloquear la ruta de escape del enemigo y rodearlo (ésta táctica de envolvimiento vertical surgió precisamente en la Guerra de Vietnam). Tras esto, los norteamericanos comenzaron a asaltar una a una las posiciones enemigas hasta que, a la mañana siguiente, solo quedaron en el campo de batalla los cadáveres de 118 soldados enemigos.

Tras la exitosa Operación Harrison, a mediados de abril del 66, la Tiger Force participó, encuadrada dentro del Primer Batallón, en la Operación Fillmore: una serie de misiones de “búsqueda y destrucción” (search and destroy), llevadas a cabo conjuntamente con dos batallones de Marines, en la provincial de Phu Yen. La Tiger Force se encargó de realizar las labores de búsqueda del enemigo, mediante patrullas nocturnas, y de la captura de prisioneros para recabar información. Además, ayudo a preparar emboscadas contra las tropas enemigas. La operación se saldó con más de 50 bajas causadas al enemigo (en una guerra sin frentes, los norteamericanos median el éxito de sus operaciones por el número de enemigos muertos que quedaban en el campo de batalla, el famoso “Body Count”. Sin embargo estos recuentos solo servían para mostrar resultados ante la prensa y sus superiores y rara vez tenían importancia táctica o estratégica).

A partir del 25 de abril, la unidad se trasladó a la provincia de Quang Duc (la actual Dak Nong), cerca de la frontera con Camboya para participar, junto a su brigada y parte de la 173ª Brigada Aerotransportada, en la Operación Austin VI: una misión de búsqueda y destrucción del 3º Batallón, del 141º regimiento, del ejercito norvietnamita, cuyas unidades supuestamente estaban concentradas en la zona. Tras una semana de patrullas en la jungla sin encontrar rastro del enemigo, las unidades norteamericanas se trasladaron a la provincial de Phuoc Long (actual Bình Phuoc) para continuar la búsqueda del enemigo. Dado el profundo espesor de la jungla, una de las misiones que tuvieron que llevar a cabo las unidades de reconocimiento fue la búsqueda de aéreas descubiertas donde pudieran aterrizar los helicópteros de apoyo. Finalmente, el 10 de mayo la Tiger Force localizó un importante objetivo: un complejo del Viet Cong, compuesto por un campo de prisioneros y un puesto de mando provincial. Ambos objetivos fueron totalmente destruidos tras ser asaltados por su unidad madre: el primer batallón del 327º. Finalmente, tras obligar al batallón norvietnamita a retornar a su santuario en Camboya, la Operación Austin VI concluyo el 18 de mayo de 1966.

Tras un breve descanso en Cheo Reo, a comienzos de junio la Tiger Force, y los dos batallones de su brigada, se trasladaron a Dak To, en la provincia de Kantum, para participar, junto al 42º regimiento del ejercito survietnamita, en la Operación Hawthorne: contrarrestar la ofensiva que el 24º Regimiento Norvietnamita estaba llevando a cabo en la zona. La primera fase de la operación consistió en relevar a la guarnición survietnamita del puesto de montaña de Toumorong y atrincherarse allí para defender esa importante posición. El 6 de junio, como temían los norteamericanos, el primer golpe de la ofensiva norvietnamita recayó sobre Toumorong. Comenzaban dos semanas de combates sin tregua, en las que los norteamericanos tuvieron que defender la posición de los continuos ataques enemigos. En estos durísimos combates, contra los más que capaces soldados regulares norvietnamitas, la Tiger Force fue casi aniquilada mientras defendía su posición del ataque de dos compañías enemigas. Finalmente, el preciso apoyo artillero, y sobre todo, el incesante apoyo aéreo de los bombarderos pesados B-52, consiguieron detener al enemigo, llevándolo al borde de la aniquilación. El 13 de junio, la operación se dio por finalizada, el enemigo había sido rechazado, tras habérsele infringido más de 1.200 bajas (según el Body Count). Los restos del 24º Regimiento Norvietnamita escaparon hacía Laos.

Entre julio y septiembre de 1966, participaron en la Operación John Paul Jones, siendo la Tiger Force la primera unidad norteamericana en capturar un prisionero enemigo.Finalmente, al final de 1966 las tropas de la Primera Brigada de la 101ª volvieron a su base para descansar y pasar la Navidad.

10

La unidad comenzó el nuevo año, 1967, con nuevas operaciones de búsqueda y destrucción en zonas próximas a su base de Phan Rang. A partir del 1 de febrero la Tiger Force, encuadrada en su batallón, el primero del 327º, participara, junto al segundo batallón del 502º, elementos de apoyo de artillería de la Brigada y una unidad de las Mike Force (5º grupo de fuerzas especiales), en la Operación Gatling: el asalto aerotransportado a un cuartel general del Viet Cong, ubicado en la zona de Vic Tan Dran, en la provincia de Lam Dong, en donde, según la inteligencia, se estaba llevando a cabo una reunión de altos mandos enemigos. Sin embargo, la misión fue un fracaso, ya que, tras varios días de búsqueda en la zona, no encontraron ni rastro del supuesto cuartel general enemigo. A partir del 15 de febrero y hasta mediados de marzo se desarrolló una segunda fase de la operación, en esta ocasión en las provincias de Binh Tuy y Binh Thuan, y, aunque tampoco tuvieron éxito en la localización del cuartel general enemigo, por lo menos consiguieron liberar un campo de prisioneros y destruir varios depósitos de armas y municiones, además de 392 toneladas de arroz. Las bajas fueron mínimas: 5 muertos y 21 heridos por parte de los norteamericanos, frente a 27 vietcongs muertos y una veintena de detenidos.

A partir del 29 de abril de 1967 la unidad, que se hallaba realizando operaciones de búsqueda y destrucción en la zona de Khang Doung, es incorporada a la Task Force Oregon (Fuerza de Tareas Oregon), una unidad provisional, de tamaño división, creada para actuar en la provincia de Quang Ngai. Esta Task Force será comandada por el Mayor General William B. Rossoni y estará compuesta por la Primera Brigada de la 101ª División Aerotransportada, la 196ª Brigada de Infantería Ligera y la 3ª Brigada de la 25ª División de Infantería. A comienzos de mayo la Primera Brigada de la 101ª se establecerá en la base de Duc Pho. Desde esta base la Tiger Force comenzará a realizar misiones de búsqueda y destrucción de elementos enemigos en las junglas del noroeste, en el marco de la denominada Operación Malheur. A partir del 8 de junio comenzó una segunda fase de la Operación, en esta ocasión realizando misiones de búsqueda y destrucción en los valles de Song Ve y Song Tra Can. La Operación Malheur concluyo el 2 de agosto del 67 con un balance de 869 soldados enemigos muertos (cifras que parecen algo infladas) frente a 81 norteamericanos muertos y 594 heridos (y enfermos de malaria y fiebres). Además, se calcula que 6.400 civiles murieron en el transcurso de esta operación.

A partir del 11 de septiembre de 1967 comenzaría la Operación Wheleer, la operación más importante en que participaría la Primera Brigada de la 101ª y por ende la Tiger Force. La operación tenía el objetivo de eliminar a la 2ª División del Ejército de Vietnam del Norte, compuesta por unos 5.000 hombres, que operaba en la zona montañosa de Tam Ky, en la provincia de Quang Nam. La Tiger Force, encuadrada como siempre en el 1º Batallón del 327º, lanzó un asalto en Helicóptero sobre las colinas del sur de la posición enemiga. Mientras, el resto de batallones desembarcaban al norte y al oeste, con objeto de rodear al enemigo. Tras este primer movimiento, comenzó una campaña de patrullas agresivas, asaltos relámpago y emboscadas en la jungla, combatiendo al más puro estilo guerrillero con objeto de confundir al enemigo y recabar inteligencia sobre la ubicación de su cuartel general y el grueso de sus fuerzas. Una vez localizado el objetivo, el 26 de septiembre comenzó una segunda fase de la operación: su erradicación. Las siguientes semanas, la 1ª Brigada de la 101ª, reforzada con un batallón adicional de la 23ª División de Infantería, comenzará una ofensiva desde el sur y el oeste, combatiendo intensamente, llegando incluso al cuerpo a cuerpo, contra unidades enemigas, tamaño compañía, a las que progresivamente fue empujando hacia el este. Todo esto en un terreno muy difícil, como eran las colinas cubiertas por la jungla y bajo unas condiciones climáticas bastante adversas, tras la llegada de las lluvias. A comienzos de noviembre llegaron a la zona nuevos refuerzos, un batallón de Marines y elementos de la 3ª Brigada de la 1ª División de Caballería (aérea), con los cuales se pudo por fin bloquear todas las rutas de escape e iniciar una nueva ofensiva, esta vez desde el noreste, aunque sin demasiado éxito. Finalmente, el 25 de noviembre concluía la operación. Pese a que el cuartel general enemigo, y el grueso de sus tropas, habían escapado del cerco, se les infringió una gran cantidad de bajas: 1.105 muertos, y además, se destruyó un campamento enemigo y varios depósitos de armas, municiones y arroz. Por su parte los norteamericanos en total sufrieron 101 muertos y 473 heridos.

Tras la Operación Wheeler, la Primera Brigada de la 101ª regresó a su base en Phan Rang, para descansar. Sin embargo el descanso no durará mucho ya que entre el 13 de diciembre y el 13 de enero de 1968 la unidad tuvo que participar en la Operación Klamath Falls: la búsqueda, de nuevo infructuosa, de un cuartel general del Viet Cong en las provincias al sur de la base. A continuación, entre el 14 de enero y el 5 de febrero, la unidad participará en la Operación San Angelo, misiones de búsqueda y destrucción en la provincia de Phuoc Long (actual Song Be). A mediados de febrero, la llegada del resto de la división 101ª aerotransportada puso fin a las actividades en solitario de la Primera Brigada, que a partir de entonces combatirá encuadrada en la división. La Tiger Force, será desbandada, pasando varios de sus veteranos a una nueva unidad independiente destinada a realizar Patrullas de Largo Alcance a nivel de Cuerpo de Ejército, que será denominada Compañía E (Long Range Patrol) del 20º Regimiento Aerotransportado, el resto de miembros y los nuevos reemplazos pasaran a combatir de forma más convencional en los pelotones del 1º Batallón del 327º. A comienzos de febrero de 1969 todas las unidades de Patrullas de Largo Alcance pasan a convertirse en compañías del 75º Regimiento de Rangers.

Sin embargo, antes de concluir este apartado hay que mencionar al otro miembro de la Tiger Force que ganó la Medalla de Honor: el sargento mayor John Gertsch:

John Gertsch

John Gertsch

Entre el 15 y el 19 de julio de 1969, durante los célebres combates de la 101ª en el valle de A Shau. Gertsch arriesgó la vida para poner a salvo al jefe de su pelotón, herido de gravedad en los primeros compases de la batalla y luego tomó el mando de su pelotón, liderándolo en un fiero contrataque que consiguió rechazar al enemigo, obligándolo a retirarse. Tras esto, Gertsch lanzó un ataque contra las posiciones enemigas, que permitió recuperar dos heridos que habían quedado en tierra de nadie. Poco después, fue herido en un nuevo ataque enemigo, pero continuó luchando. Finalmente, Gerstch murió el 19 de julio cuando se interpuso ante el fuego enemigo para salvar la vida de un oficial herido y su ayudante. Todo un ejemplo de valor, arriesgando su vida para salvar la de sus camaradas.

5 – Crímenes de Guerra:

A finales de octubre de 2003, los reporteros Michael Sallah y Mitch Weiss, del Toledo Blade, sacaron a la luz los crímenes de guerra cometidos por algunos miembros de la Tiger Force entre mayo y septiembre de 1967, la mayoría acontecidos en las operaciones llevadas a cabo en el valle de Song Ve y en la Operación Wheleer. Los periodistas tuvieron acceso a documentos clasificados del ejército en los que figuraba una investigación militar, dirigida por el comandante Henry Tufts y realizada entre 1973 y 1975, contra 29 miembros de la unidad acusados de crímenes de guerra. La investigación se basaba principalmente en el testimonio de miembros de la unidad arrepentidos como el sargento James Barnett. Además, se sospechaba que el alto ratio de bajas infringida al enemigo: 327 muertos (el número del regimiento) por cada miembro de la unidad, podría haberse inflado con el asesinato de civiles inocentes. En la época la investigación, que llegó a oídos de las más altas esferas del Pentágono, acabó siendo finalmente enterrada, hasta que en 2003 los periodistas la sacaron de nuevo a la luz. Por otro lado, y con objeto de corroborar su información, los periodistas viajaron al valle de Song Ve para entrevistar a los vietnamitas sobre estos abusos cometidos. Los resultados obtenidos fueron publicados en el Toledo Blade y pueden ser consultados en la web de este periódico, además, los periodistas publicaron un libro con una versión novelada de los hechos que se titula: Tiger Force: a true history of men and war. Al año siguiente, 2004, ambos periodistas ganaron el premio Pulitzer por su investigación.

Entre los crímenes de los que se acusaba a varios miembros de la unidad estaba:
Asesinato de civiles inocentes, tortura y asesinato de prisioneros, mutilación (cortar orejas de sus enemigos, para elaborar collares, y en ocasiones cortar cabelleras), violación y asesinato de mujeres y niñas, y la muerte de un bebe y su madre.

Uno de los miembros que supuestamente realizó más atrocidades fue el indio apache de Arizona: Sam Ybarra (1945-1982). Tras la muerte en combate, en septiembre del 67, de su amigo de la infancia Kenneth Green, Ybarra juró vengarse de todo vietnamita que cayera en sus manos. El hombre perdió la cabeza y se convirtió en un monstruo, que mataba sin piedad a los civiles. Entre sus crímenes se habla de la tortura y asesinato de prisioneros, la violación y asesinato de una niña de 13 años, el asesinato de un chico de 15 años, la decapitación de un bebe para arrancarle un collar de Buda que llevaba al cuello, y la frecuente mutilación de enemigos, cortándoles orejas para hacer collares y también cabelleras, al más puro estilo indio. Según sus propios compañeros: no tenía piedad alguna. Para frenar a Ybarra el ejército lo traslado a comienzos de 1968 a una unidad de artillería y posteriormente, tras un Consejo de Guerra por insubordinación, fue expulsado del ejército con deshonor en abril de 1969. Ybarra regresó a la reserva, donde pasaría el resto de sus días entre alcohol y drogas, acosado por los fantasmas de su pasado. Finalmente moriría de neumonía en 1982, con tan solo 37 años de edad.

Sam Ybarra

Sam Ybarra

6 – Conclusiones:

Creo que el principal error en que incurren los periodistas al hablar de la Tiger Force es generalizar, ya que al hacerlo ponen al mismo nivel a los inocentes y culpables. En vez de hablar de la Tiger Force como una fuerza criminal, deberían hablar de los supuestos criminales que había en su interior en la época, con nombres y apellidos, como en el caso del desiquilibrado Sam Ybarra. Por otro lado, ante la falta de un juicio sobre los hechos, los acusados carecen de la oportunidad de defenderse o realizar cualquier tipo de alegato exculpatorio. Lo mejor, y más lógico, sería celebrar un juicio de verdad sobre los hechos, no mediático, y si se demuestra su culpabilidad que los culpables, que aun estén vivos, paguen por ello.

Por desgracia, en todas las guerras de guerrillas los que mayor precio pagan siempre son los civiles que habitan las zonas rurales, ya que suelen acusarles de colaborar con algún bando y por tanto suelen sufrir durísimas represalias. En la Guerra de Vietnam ambos bandos cometieron terribles crímenes de guerra que quedaron impunes y que la Historia no puede olvidar. Es más, hoy en día este tipo de crímenes se siguen cometiendo impunemente, mientras seguimos mirando para otro lado.

Respecto a la Tiger Force me gustaría concluir resaltando su carácter de tropa de élite forjada en el campo de batalla con soldados normales y corrientes, no en desfiles pomposos. Esta pequeña unidad, usando el sigilo, la astucia y una gran agresividad en combate, causó muchos más daños al enemigo que batallones de infantería que combatían al modo convencional. Como pretendía David Hackworth, la Tiger Force derrotaba a la guerrilla del Viet Cong usando sus propios métodos guerrilleros. El uso de Patrullas de Largo Alcance no era nuevo, ya se usaba exitosamente durante la Segunda Guerra Mundial y en conflictos precedentes, pero los generales suelen olvidar las lecciones aprendidas en el Campo de Batalla, alegando que las tropas de élite generan un coste económico poco acorde con su peso en un conflicto convencional. Hoy en día, donde apenas hay conflictos “convencionales”, el uso de tropas de élite, altamente entrenadas, motivadas y con amplia libertad de acción puede cambiar el destino de cualquier guerra y frenar cualquier amenaza para nuestra seguridad.

Cualquier persona que desee más información sobre la Tiger Force o ver fotos de la unidad pueden entrar en la página web de sus veteranos: http://www.tigerforcerecon.com/

Fuentes:
– Tiger Force: a true history of men and war, de los autores Michael Sallah y Mitch Weiss, y publicado por Hachette Book Group.inc.
– Six Silent Men, por Reynel Martinez y publicado por Ballantine Books.
– LRRP`s in action, por John Burford y publicado por Squadron/Signal.
– Us Army Long Range Patrol Scout in Vietnam, 1965-71, por Gordon L. Rottman y publicado por Osprey.
– Brave Men por David Hackworth y publicado por Pocket Books.
– The Toledo Blade.

© 2015 – Autor: Marco Antonio Martín García
Todos los derechos reservados.Prohibido su uso comercial y
la reproducción parcial o total de este texto sin consentimiento
previo del autor.
https://senderosdelahistoria.wordpress.com
Anuncios
Categorías: Tropas de Élite | Etiquetas: , , , , , , , , | 2 comentarios

Navegador de artículos

2 pensamientos en “Tiger Force en Vietnam, 1965-1969

  1. Gabriel Pazos

    Me gustaría poder seguir el blog, ¿podrías poner el botón de seguir? Un saludo, muy buen blog. El mío es: https://elclubdelaestrellaplateadasite.wordpress.com/

    Me gusta

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Crea un blog o un sitio web gratuitos con WordPress.com.

A %d blogueros les gusta esto: